Image

El congreso de Estados Unidos ha estado trabajando directamente con el partido demócrata para lanzar una reforma migratoria, por la cual se legalizará el estatus migratorio de más de 12 millones de personas que se encuentran sin estatus en el país. Esta reforma migratoria ha ayudado increíblemente a darle una oportunidad a estas 12 millones de personas para un chance de estabilidad en un país donde han vivido por gran parte de sus vidas. El plan consta en ofrecer el chance de adquirir residencia permanente en el país, junto con la libertad de poder adquirir licencias de conducir, permisos de trabajo y otros documentos importantes para poder entrar y salir de Estados Unidos sin ningún tipo de restricción.

Aunque el plan de reforma migratoria ha sido aceptado por muchas organizaciones y funcionarios políticos del partido demócrata, es importante recalcar que su implementación conlleva una gran interpretación por muchos otros funcionarios de otros partidos políticos y miembros del congreso. Muchos de estos han interpretado la reforma migratoria como un plan que se debe de hacer pero que ciertas limitaciones deben imponerse. Los opositores de la reforma migratoria argumentan que la residencia permanente no debería ser ofrecida tan fácilmente, y que ciertas limitaciones deberán ser implementadas al largo plazo.

Estas limitaciones de los opositores a la reforma migratoria conllevan a la imposibilidad de generar un trayecto hacia la ciudadanía imponiendo una restricción y condición en la residencia. Otros opositores argumentan que ningún tipo de ayuda debería ser ofrecida a los inmigrantes fuera de estatus, sin incluir la posibilidad de adquirir la residencia permanente bajo ningún tipo de circunstancia.

El debate de la reforma migratoria posee un gran ámbito de interpretación de leyes, circunstancias personales, factores económicos y políticos que no logran abarcar un acuerdo entre los partidos políticos que desean tomar una solución a este problema que ha azotado a Estados Unidos en las últimas décadas.

Un gran avance ha sido implementado por el Presidente Barack Obama como una integración de la reforma migratoria con los estudiantes y jóvenes sin estatus legal en el país. El conocido programa llamado DREAM Act ha resultado ser de gran interés, donde se ha podido implementar la habilidad de estudiantes en adquirir un permiso de trabajo.
Sin embargo, este avance no ha resultado ser de gran ayuda debido a que no soluciona el estatus ilegal de los estudiantes, el cual no les permite adquirir ayuda financiera para estudios superiores ni ningún tipo de estabilidad en términos de estatus migratorio en el futuro.

La reforma migratoria seguirá siendo un tema de alto interés para la comunidad de latinoamericanos en Estados Unidos, como también para muchas otras personas que desean lograr estabilidad en el país. El congreso, junto con el partido democrático seguirá trabajando arduamente para poder ofrecer una mejor solución a este problema que tanto afecta a familias, hijos, parientes y otras personas. Aunque la solución no sea inminente, muchas organizaciones y activistas aseguran que algo bueno estará por llegar pronto a las vidas de estas familias e individuos.

reforma migratoria 2013

reforma migratoria 2013

Tras tres semanas recorriendo 19 estados y 90 ciudades, la caravana nacional de familias inmigrantes llega este miércoles a Washington DC, punto final de su movilización por una reforma migratoria con vía a la ciudadanía.

La campaña para mantener a las familias unidas fue impulsada por el Movimiento por Una Reforma Migratoria Justa (FIRM, por sus siglas en inglés), una coalición que agrupa a organizaciones comunitarias que defienden de los derechos inmigrantes.

FIRM ha establecido el 21 de marzo como fecha límite para que el Senado presente un plan migratorio integral que contenga un camino a la ciudadanía.

En la capital de la nación, las familias realizarán este miércoles una audiencia pública y una serie de reuniones en el Congreso, según informaron los organizadores en un comunicado de prensa.

En la audiencia pública, más de 100 inmigrantes que participaron en la caravana nacional compartirán sus historias con miembros del Congreso – incluyendo senadores que formaron parte del “Grupo de los 8″. Algunas familias irán a oficinas del Congreso para contar sus historias.

Las historias de estas familias se añaden a diario en la página web de la campaña para mantener las familias unidas (en inglés y en español) y también la página de Facebook de FIRM.

La gira recorrió siete regiones: El suroeste (California, Arizona y Nevada), el noroeste (Oregon, Washington, Idaho y Montana), la zona montañosa del oeste (Colorado), los Grandes Lagos (Wisconsin, Illinois, Michigan y Ohio), el noreste (New Hampshire, Massachusetts, Connecticut, Rhode Island y Nueva York) y el sureste (Florida, Carolina del Norte y Georgia).

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.